COMISARÍAS son depósitos de motos y patrulleros averiados

La situación de la Policía Nacional es tan ilustrativa que asusta. El Comercio recorrió esta semana 11 comisarías de Lima y en casi todas había patrulleros inoperativos, con las llantas bajas y con signos de abandono.

Al frente de la comisaría de Pueblo Libre hay cuatro unidades averiadas; una desde el 2015, las otras tres se malograron este año.

“Vehículo inoperativo”, se lee en el auto Nissan Almera y en las dos camionetas modelo Kia Sportage asignadas a la comisaría de Barranco. Un suboficial contó que los problemas mecánicos de estas unidades ya se informaron a la región policial. Mientras tanto, este distrito se quedó con tres vehículos: dos son patrulleros inteligentes que operan desde noviembre del 2013 y que ya fueron reparados.

La situación es parecida en las dos comisarías de Chorrillos donde hay paradas dos camionetas y 11 motos malogradas y sin sirenas. En las dependencias de Surco se contaron cuatro patrulleros malogrados; en Lince, uno; y en Breña, dos.

Un agente que no reveló su nombre dijo que el órgano de control de la PNP inspecciona los vehículos, “pero nadie los lleva a reparar”.

En el 2008, en la gestión de Luis Alva Castro como ministro del Interior, se adquirieron 245 autos Nissan Almera, 395 camionetas Toyota Hilux y 58 camionetas Kia Sportage.

Todo le costó al Estado casi US$12 millones. La mayoría de unidades con desperfectos son las de esta adquisición.
Se intentó dialogar con la PNP para obtener mayor información sobre el estado de las unidades. En la oficina de prensa afirmaron que esperarían la publicación de esta nota para responder.

Según el último censo del INEI, presentado en el 2015, las 146 comisarías de Lima y Callao tenían 956 vehículos (autos, camionetas y motos). De estos, 748 estaban operativos. Y de los que funcionaban, 473 necesitaban reparación. Un detalle: solo el 6,5% de patrullas tenía más de 15 años de antigüedad.

El coronel (r) PNP Carlos Remy Ramis, ex comisario en las dependencias de Santa Anita (2005) y Alfonso Ugarte (2006) y jefe de Radio Patrulla (2010-2011), afirmó que muchas veces los mismos agentes asumen el mantenimiento básico de las patrullas, como el cambio de aceite y desperfectos menores. “El área de logística de la PNP tiene muchas fallas y eso no garantiza el mantenimiento de las unidades”, opinó Remy.

Para Fernando Castañeda, de la Defensoría del Pueblo, el problema no es que existan vehículos por reparar, sino que se carezca de un sistema de mantenimiento profesional, con una administración rápida. Es clave también que las adquisiciones del Estado garanticen la operatividad de las unidades.

Según la contraloría, el 20% de los 800 patrulleros “inteligentes” comprados en el 2013 están inoperativos. En diciembre del 2015, el Gobierno compró a Corea del Sur más de dos mil vehículos para renovar la flota policial. Esto costará al Estado S/279 millones. Este mes deberían llegar los primeros 200.

Por. Óscar Paz Campuzano

Síguenos en Facebook

Posted by admin

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *