Comisión Lava Jato citará a funcionarios de la Contraloría

La Comisión Lava Jato del Congreso citará al actual vicecontralor general, Oswaldo Yupanqui Alvarado, y a dos funcionarios de la Contraloría para que aclaren las versiones según las cuales en 2005 habrían sido presionados por ministros y altos cargos del Gobierno de Alejandro Toledo, a fin de que cambiaran su posición respecto al oficio que inhabilitaba al consorcio integrado por Odebrecht como postor en la licitación de la Interoceánica.

La información fue proporcionada a EXPRESO por el congresista Víctor Andrés García Belaunde, miembro de ese grupo investigador, quien cuestionó a la Contraloría General de la República (CGR) por negarse a autorizar a Yupanqui Alvarado para que declare a este diario sobre el tema.

La CGR adujo que el caso de la Interoceánica es objeto de una investigación por parte del Ministerio Público y del Congreso, por lo cual sus funcionarios deben respetar el debido proceso, de acuerdo con un correo electrónico enviado a este diario.

TRES PRESIONADOS
De acuerdo con fuentes de EXPRESO, tanto Yupanqui –quien en el momento de la licitación ocupaba el cargo de gerente general de la Central de Control Sectorial de la Contraloría–, Carla Salazar Lui Lam –en ese entonces gerente de asesoría técnico legal– y Edwars Cotrina Chávez –exgerente de obras y evaluación– habrían formado parte de la comisión que elaboró el oficio 262-2005-CG/VC enviado a ProInversión el 3 de agosto de 2005.

En el referido oficio, que fue firmado por la entonces vicecontralora, Rosa Urbina Mancilla, se establece que Constructora Norberto Odebrecht S.A., Graña y Montero S.A.A. y Constructora Queiroz Galvao S.A., que formaron parte de los consorcios que obtuvieron la buena pro para los tramos 2, 3 y 4 del Proyecto Corredor Vial Interoceánico Sur Perú-Brasil, tenían juicios con el Estado.

De acuerdo con la normatividad vigente, esas empresas no podían contratar con el Estado y por eso la posición de la Contraloría generó toda una tormenta que estuvo a punto de paralizar el proceso de concesión de la carretera Interoceánica.

Para capear la situación, el entonces presidente Alejandro Toledo y algunos de sus ministros y asesores habrían puesto en marcha una estrategia de presión dirigida al entonces contralor Genaro Matute y a sus funcionarios.

Según la abogada Beatriz Mejía, fue el propio Toledo quien buscó reunirse con Matute para criticarlo por su posición en contra del proyecto. La decisión de Matute de no variar su posición habría originado que las presiones se dirigieran hacia Yupanqui Alvarado, Salazar Lui Lam y Cotrina Chávez.

En ese estado de las cosas, Yupanqui, Salazar y Cotrina habrían sido citados a Palacio de Gobierno por una funcionaria del Gobierno de Toledo para intentar presionarlos a fin de buscar una salida que le permita a Odebrecht y sus socios participar en el proyecto.

EXPRESO se comunicó con el actual vicecontralor Yupanqui y le preguntó directamente sobre las presiones que se habrían ejercido en su contra.
Sin rechazar de plano la pregunta, este respondió que solo podría declarar en caso de que su institución lo autorice; pero como se ha señalado, la Contraloría no dio el correspondiente permiso.

CUESTIONAMIENTOS
Alertado sobre este hecho, el congresista García Belaunde dijo que no se justifica la posición de la Contraloría General de la República de evitar que tres de sus funcionarios aclaren los que sucedió tras la remisión del oficio 262-2005-CG/VC.

“Salvo que se quiera ayudar a algunos miembros del Gobierno involucrados en el tema Lava Jato, porque todavía hay muchas conexiones entre funcionarios de este régimen con el de Toledo. Estoy pidiendo que se cite a estos tres funcionarios de la Contraloría para que aclaren su participación en el tema”, dijo.

Precisó que se sabe que hubo presiones a la Contraloría con el objeto de que se favorezca a Odebrecht en el tema de la interoceánica.

“Eso es algo que no se puede negar y allí está la Ley 28670 que declaró de necesidad pública e interés nacional diversos proyectos, entre ellos, las obras de la Interoceánica”, indicó.

Al respecto sostuvo que la norma, aprobada en febrero de 2006 sin debate y sin pasar por comisiones, fue elaborada en la Presidencia del Consejo de Ministros, tal como lo declaró en su momento Marcial Ayaipoma.

“Fue una ley para taparle la boca a la Contraloría General de la República y nosotros queremos saber quién la redactó”, añadió.

EN TIEMPO RÉCORD
Los hechos demuestran que la referida ley fue debatida, aprobada y promulgada ese mismo día. Se le dispensó del trámite de comisión por acuerdo de la Junta de Portavoces del Congreso, y se acordó ampliar la agenda de la Comisión Permanente para incluir el debate de este proyecto de ley.

Tras su aprobación, fue enviada inmediatamente al Ejecutivo para su promulgación. Ese mismo día fue recibida en la Secretaría del Consejo de Ministros y promulgada por el expresidente Alejandro Toledo.

El informe de la comisión del Congreso que investigó los presuntos actos de corrupción en el régimen toledista concluye en que “no se ha podido evidenciar las razones por las cuales el proyecto que ley que dio origen a la Ley Nº 28670 fue presentado, exonerado del trámite de comisiones, incluido en la Agenda de la Comisión Permanente, aprobado por el Congreso y promulgado por el presidente Toledo en un solo día”.

Testigos de fondo
Tanto el vicecontralor Oswaldo Yupanqui Alvarado, como los funcionarios Carla Salazar Lui Lam y Edwars Cotrina Chávez, han acudido en más de una ocasión al Congreso de la República para declarar sobre la Interoceánica.

El 28 de septiembre de 2006, el Parlamento aprobó la creación de una comisión investigadora sobre los presuntos actos de corrupción cometidos durante el Gobierno de Alejandro Toledo. Algunos días después, el 9 de noviembre de ese mismo año el excontralor Genaro Matute fue citado a declarar.

La primera vez fue el 7 de noviembre de 2006, cuando Yupanqui Alvarado y Carla Salazar Lui Lam, acompañaron al excontralor Genaro Matute y a la exvicecontralora Rosa Urbina a la Sesión Ordinaria Nº 9.

Luego, el 12 de diciembre de ese mismo año, Oswaldo Yupanqui fue citado por la comisión investigadora sobre los presuntos actos de corrupción cometidos durante el Gobierno de Alejandro Toledo, para declarar sobre las irregularidades en el proceso de construcción de la Carretera Interoceánica.

Posteriormente, el 18 de junio de 2007 (de acuerdo al oficio Nº 1696-2007-CG/DC) Matute designó a tres funcionarios como representantes de la Contraloría para absolver las dudas de los miembros de la Comisión de Transportes y Comunicaciones del Congreso sobre los tramos 1 y 5 de la Carretera Interoceánica. Dos de ellos fueron Salazar Lui Lam y Edwars Cotrina Chávez.

Además, Carla Salazar también fue llamada, en condición de testigo, por la Fiscalía Superior Anticorrupción cuando esta decidió reactivar las investigaciones el exmandatario Alejandro Toledo y a Pedro Pablo Kuczynski, por el caso de la Carretera Interoceánica y el Proyecto Olmos.

Lo dirá todo
La abogada Beatriz Mejía también será citada a la Comisión Lava Jato del Congreso a fin de que explique su denuncia respecto a las presiones de Alejandro Toledo y sus funcionarios a la Contraloría General de la República.

Así lo informó a EXPRESO el congresista Mauricio Mulder, miembro de la Comisión Lava Jato, quien indicó que sería muy provechoso para las investigaciones pertinentes que Mejía pueda probar sus declaraciones, las mismas que podrían dar origen a que se cite a otras personas que podían haber sido testigos de los hechos denunciados por la abogada.

Mejía asegura haber sido testigo de excepción de cómo el expresidente Alejandro Toledo se habría enfrentado y acosado a Genaro Matute, con el objetivo de instigarlo para que la Contraloría General de la República diera marcha atrás en relación con el Oficio N° 262-2005-CG/VG del 3 de agosto de 2005, por el cual se cuestiona la participación de Odebrecht y otras empresas en la licitación de la Interoceánica.

Mejía sostuvo que a principios de 2005, Matute le habría contado que tuvo una reunión con el exmandatario, luego de la cual había quedado muy impactado. “Habló con Toledo y este le dijo: no puedes contratar a Odebrecht. Luego, Toledo le contestó: Me arrepiento de haberte propuesto para contralor. A lo que Matute le respondió: Alejandro, tú me conocías y sabías perfectamente que yo no acepté esto [el cargo] para jugar al contralor”, asegura la abogada.

Es más, Mejía afirma que el excontralor también habría sostenido una discusión con otros funcionarios del Gobierno de Toledo quienes supuestamente le habrían insistido en que sí se podía contratar a Odebrecht y a las otras empresas cuestionadas.

Por: NANCY MILLER

Síguenos en Facebook

Posted by admin

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *