OTRO fujimorista bajo sospecha

De los 73 congresistas electos en las filas del fujimorismo son muy pocos los que tienen alguna exposición mediática importante y muchos de ellos pasan inadvertidos. Sin embargo, surgen algunos nombres que habría que ponerle mucha atención como el de Gilmer Trujillo Zegarra, uno de los cuatro legisladores electos que ocuparán una curul desde el 28 de julio en representación de la región San Martín.

Aparte de él, los congresistas de la región son los también fujimoristas Rolando Reátegui y Esther Saavedra; y César Villanueva Arévalo, de Alianza por el Progreso.

En diálogo con este diario, el experto en temas de seguridad y narcotráfico Jaime Antezana dijo que San Martín se ha convertido ya en una narcorregión y que las autoridades deben investigar el problema de manera exhaustiva a fin de evitar que el mal siga creciendo.

No quiso decir quiénes son los legisladores electos que habrían sido financiados por un clan del narcotráfico pero anotó que habría que investigar a uno de los parlamentarios del fujimorismo, sin admitir que se refería a Trujillo.

“CLAN ETECO”
“Yo no hablo de ‘Eteco’ (Miguel Arévalo Ramírez, sobre quien informaron algunos medios), yo hablo del ‘Clan Eteco’ que es una firma que está en proceso de cartelización, que opera en San Martín y financió a dos candidatos al Congreso en la región San Martín de las filas de Fuerza Popular y como consecuencia de la primera vuelta resultó elegido uno. No digo nombres. Pido investigación de las autoridades respectivas sobre el caso. Debería investigarse, en general, el financiamiento del ‘Clan Eteco’ a la campaña de Fuerza Popular en la región San Martín”, indicó. El único elegido es Trujillo.

Informó que el “Clan Eteco” volvió a operar en el país en el 2006 y, particularmente, en San Martín. “Desde aquel tiempo ha financiado campañas políticas electorales. También está haciendo negocios mediante empresas en manos de testaferros para lavar activos en actividades rentables como palma, cacao, arroz, obras a través de licitaciones dirigidas, etc”.

“El clan busca tener influencia en la política local y regional. Además, los negocios del clan no solo están en el Perú o Centroamérica sino también en los Estados Unidos. Por eso, esa organización prefigura un cartel”, aseveró.
Antezana dijo que es posible que este clan tenga relaciones comerciales con Joaquín Ramírez, pero, aclaró, no son lo mismo. En ese sentido, no se descarta que pueda haber influido para colocar a los dos candidatos que presuntamente financió el clan.

“EL PROTAGONISTA”
La directora de la revista “El Protagonista” de San Martín, Glenda Mello, dijo a este matutino que el reeleccionista Rolando Reátegui y Gilmer Trujillo, según versiones locales, llevan una rivalidad por liderazgo en la tienda de Fuerza Popular.

Indicó también que hay muchas versiones en San Martín que sostienen que Trujillo habría sido invitado a las filas del fujimorismo por Joaquín Ramírez, investigado por la DEA, según un reciente reportaje de televisión.

“Ha sido una sorpresa entre los mismos fujimoristas el hecho de que Gilmer Trujillo sea candidato. Es que no ha vivido años acá. Él fue alcalde de Uchiza en una época y luego se fue a vivir a Trujillo, según tenemos entendido.

Luego vino a ser candidato y los fujimoristas que han trabajado para que los consideren en la lista no salieron, salvo Rolando Reátegui, quien es líder nato de la región. Esther Saavedra (exnacionalista), tengo entendido, fue invitada por Keiko, quien vino a San Martín a presentarla”, refirió.
GILMER, LA SORPRESA
Agregó que Talita Rojas, candidata fujimorista que no salió elegida parlamentaria, es hija de una fujimorista y por eso estaba en la lista.
“Pero el señor Gilmer Trujillo fue una sorpresa. Decían que venía de la zona sur de la región y se dejó entrever que Ramírez lo habría invitado, según versiones. Reátegui no pudo haberle invitado porque se habla de una pugna entre Reátegui y Trujillo, aunque ellos lo niegan”, manifestó Glenda Mello.
Talita Rojas ha sido secretaria general del fujimorismo en Uchiza. Cuando la prensa local le preguntó sobre los otros candidatos del fujimorismo dijo conocer a Rolando Reátegui y a Esther Saavedra; pero no dijo nada de Gilmer Trujillo.

HABLA TRUJILLO
Este diario conversó brevemente, vía telefónica, con el legislador electo y este señaló: “Yo no conozco a Joaquín Ramírez”.

—¿Usted tiene alguna vinculación con “Eteco” o el llamado “Clan Eteco”?—preguntó este diario.

—No lo conozco, esas infamias que están sacando es producto de un proceso electoral en algunos medios. Yo soy abogado, con 23 años de ejercicio profesional fuera de la región San Martín y todo lo que se está diciendo no tiene asidero. Yo oportunamente voy a hacer acopio de toda la información para hacer las acciones legales que ameriten, esto es lo que yo puedo responder en estos momentos. Rechazo cualquier vinculación, yo ahorita estoy tomando un taxi y rechazo cualquier aseveración que se haga a un comportamiento que no me corresponde.

CASOS HISTÓRICOS
Entretanto el exjefe de Devida, Ricardo Soberón, dijo que si Keiko Fujimori gana las elecciones, seríamos un “narcoestado” aunque distinto al que tuvimos en los años noventa.

“La verdad es que seríamos un narcoestado, distinto al de los noventa, en donde había una figura principal [Vladimiro Montesinos] que estaba al lado del presidente Alberto Fujimori y despachaba con él”, declaró a Ideeleradio.

“Aquí estaríamos ante una eventualidad donde el partido del gobierno y sus cuadros en el Congreso, más sus estructuras locales y regionales serían sospechosos de estar vinculados con el narcotráfico”, precisó.
En ese sentido, Soberón indicó que un eventual gobierno de Fuerza Popular tiraría abajo los 15 años de lucha contra el narcotráfico.

AFECTARÍA RELACIONES CON EEUU
“Realmente el peligro que corre el Perú no es menor, es mayúsculo, y nos podría tirar abajo estos 15 años donde hemos peleado fuerte contra el narcotráfico y hemos querido recuperar la democracia en el país”, apuntó.

Declaró igualmente que un gobierno de Keiko Fujimori, con Joaquín Ramírez en su entorno, podría afectar las relaciones políticas, diplomáticas y comerciales con Estados Unidos.

ADEMÁS
“Sería muy difícil que una mandataria que represente a Fuerza Popular como partido político tenga las puertas abiertas en la Casa Blanca para poder mejorar o fortalecer las relaciones bilaterales entre Perú y Estados Unidos”, manifestó.

Por: PACO MORENO

Síguenos en Facebook

Posted by admin

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *