KFC, Plaza Vea y Tottus fueron cerrados en San Juan de Lurigancho por vender alimentos vencidos

 

Por incumplir con las condiciones mínimas de higiene y en salvaguarda de la salud de la población, el personal de fiscalización de la Municipalidad de San Juan de Lurigancho clausuró ayer los supermercados Tottus y Plaza Vea, ubicados en la urbanización San Hilarión y a la altura del paradero 18 de la avenida Las Flores, respectivamente.
En ambos operativos, la Sub Gerencia de Control, Operaciones y Sanciones de San Juan de Lurigancho, cerró de manera temporal el local de Tottus tras constatar que se expedían alimentos vencidos y mal conservados.
Por este grave error en perjuicio de la comunidad, los propietarios del establecimiento comercial deberán pagar la suma de S/ 4,050, que es el equivalente a una Unidad Impositiva Tributaria (UIT).

Asimismo, la Policía Municipal y el área de la Sanidad del Policlínico Municipal, en cumplimiento a la Ordenanza Municipal N° 309-2016, clausuraron por 10 días el supermercado Plaza Vea.

En la intervención inopinada, se hallaron latas y hornos oxidados en los sectores de “Panadería” y “Pollería”. Se impuso la misma multa de 1 UIT, equivalente a S/ 4,050.

El personal municipal informó que operativos similares continuarán desarrollándose en todo el distrito a fin de garantizar el derecho de los consumidores a acceder a productos de calidad.

¡Encontraron de todo! Clausuran KFC de San Juan de Lurigancho

El restaurante de comida rápida Kentucky Fried Chicken (KFC) ubicado en San Juan de Lurigancho fue clausurado temporalmente por la municipalidad distrital al encontrarse pésimas condiciones de salubridad.

En el local de KFC ubicado en el paradero 9 de la urbanización Canto Grande se constató que no se hacia una correcta conservación de alimentos y bebidas y faltaba mayor limpieza en los ambientes.

“Se verificó que el aceite utilizado para cocinar no se encontraba en óptimas condiciones. Además, el pollo congelado era guardado en pésimas condiciones de higiene”, indicó Juan Morante, subgerente de Control, Operaciones y Sanciones a un medio local.

En ese sentido, KFC fue sancionado con una multa de S/4.050, equivalente a una UIT (Unidad Impositiva Tributaria). No obstante el restaurante indicó que no se les impuso la sanción.

Síguenos en Facebook

Posted by admin

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *