Sugerente cónclave PPK-Vizcarra-Aráoz

Visita de Vizcarra y Aráoz a la casa de PPK provoca un sinnúmero de especulaciones.

La vicepresidenta Mercedes Aráoz confirmó que el pasado martes el presidente Martín Vizcarra, ella y el expresidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK) se reunieron durante una hora en un encuentro que describió como de “carácter amical” en el que se trataron “temas de coyuntura”.

En la sala Miguel Grau del Congreso, Aráoz ensayó una explicación en la que restó toda connotación política al hecho y señaló que PPK había deseado éxito al presidente Vizcarra en los esfuerzos que desplegaba “para luchar contra la corrupción”.

Añadió que, además, Kuczynski respaldó los proyectos de reforma judicial y política planteados por el Ejecutivo –incluido el referéndum– ante la crisis de los audios que ha afectado todo el sistema de justicia y a círculos políticos y empresariales.

“Fue una conversación cordial de amigos, donde básicamente se habló del futuro, de qué cosa hay que hacer en temas económicos y otras materias”, añadió la también congresista oficialista.

Aráoz negó que durante la reunión se haya tocado la revelación de la conversación que existió entre el jefe de Estado y la lideresa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori. Acotó que no hay “ningún tipo de resentimiento ni recelo, por lo menos de los que conversamos allí”.

PPK, como es público, tuvo que renunciar por la denuncia de un presunto intento de compra de votos en el Congreso para impedir la aprobación de una moción de vacancia en su contra y actualmente es investigado por sus supuestos nexos con la empresa Odebrecht, por lo que está impedido de salir del país.

CASOS
No es pues poca cosa por lo que PPK debe responder ante los tribunales, según su mismo entorno jurídico y político. De las 42 investigaciones que comprometen a connotados políticos en el caso Lava Jato, Kuczynski Godard tiene cuatro investigaciones preliminares, aparte del escándalo del lote 56 del gas de Camisea.

De los 15 casos que están a cargo del fiscal José Domingo Pérez, varios giran en torno a PPK, en especial el de su empresa unipersonal Westfield y First Capital que cobraron en diferentes proyectos de Odebrecht por un monto de alrededor de US$ 3 millones. El presunto delito es de lavado de activos.

En segundo lugar, el escándalo del Gasoducto del Sur, donde los cargos son de colusión y negociación incompatible.

Y el caso PPK Techint -Tenaris en el que Kuczynski movió, entre los años 2005 y 2015, US$ 2.5 millones en paraísos fiscales como pago por asesorías de la empresa Ternium, subsidaria de Techint, la firma encargada de la fabricación del ducto del gas de Camisea, todo esto cuando era ministro de Economía y Finanzas en el gobierno de Alejandro Toledo.

REACCIONES
Para el analista político Juan Carlos Valdivia, la reunión tripartita Vizcarra-Aráoz-PPK, el pasado martes, no debió de realizarse pues implicaría a futuro una suerte de presión hacia los jueces y fiscales que investigan al ex presidente.

“Hay un problema porque el Mandatario [Martín Vizcarra] personifica a la nación y como tal no se ve bien que esté visitando a una persona que es investigada por la fiscalía, además de tener medidas de impedimento de salida del país”, comentó a EXPRESO.

Agregó que dicha situación no debió de suceder por más que ambos pertenecen al mismo grupo político y mantienen una buena amistad.

“La presencia del ingeniero Vizcarra parece avalar la situación y es un error que ha cometido porque los jueces y fiscales pueden sentir presión al momento de investigarlo”, concluyó.

PRÁCTICA HABITUAL
La exprocuradora anticorrupción Katherine Ampuero afirmó que a ella “no le llama la atención” la reunión de los más altos funcionarios del Ejecutivo con el exmandatario porque, dijo, esa es una práctica habitual entre los líderes políticos y no tiene nada de malo.

Sin embargo, manifestó que a ella le gustaría que así como el presidente Vizcarra se reunió con PPK, también hiciera lo mismo con representantes de otras fuerzas políticas porque lo que le interesa es que “los políticos conversen y lleguen a consensos por el bien del país”.

Ampuero, quien fue destituida de la Procuraduría por pedir que se investigue al entonces presidente PPK por sus presuntos vínculos con Odebrecht, manifestó que, con relación a la reforma del sistema de justicia, los proyectos presentados por el Ejecutivo “deben ser debatidos y corregidos porque tienen muchos vacíos y defectos”.

Destacó la labor que realiza la Comisión de Constitución del Congreso al pedir aportes a representantes de diversas instituciones, como los presidentes del Poder Judicial y de la Academia de la Magistratura, porque “solo así tendremos buenas normas: debatiendo y llegando a consensos”.

4 de setiembre de 2018
La reunión de esta fecha, a propuesta del presidente Martín Vizcarra, con Pedro Pablo Kuczynski y la vicepresidente Mercedes Aráoz, fue después de concluir las labores del III Foro Diálogos para el Desarrollo. En julio fue el primer encuentro PPK-Vizcarra en Cieneguilla.

Fueron a apaciguarlo
“El objetivo [de la reunión PPK-Vizcarra-Aráoz] era tratar de apaciguar a Pedro Pablo Kuczynski de las reuniones que tuvo Vizcarra con Keiko Fujimori, pues comprueban la teoría que decían los ‘pepekausas’ de cierta conspiración del vicepresidente. Probablemente han ido a impedir declaraciones fuertes de PPK”, apuntó el analista Fernando Rospigliosi.

Síguenos en Facebook

Posted by admin

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *