En un elefante blanco se ha convertido el Hospital Temporal del distrito de La Victoria, debido a que no cumple cabalmente los requisitos para lo cual fue construido, pues solo se trata de un centro de paso para contagiados referidos del nosocomio Regional.

Es por ello que el consejero Manuel Huacchillo Gonzáles solicita a la Comisión de Fiscalización del Congreso y a la Comisión Especial de coronavirus el inicio de una investigación respecto a la inversión de S/ 12 millones en el mencionado nosocomio.

CONTAGIADOS
El funcionario señala que el establecimiento de salud se ha convertido en una especie de centro de reposo para las personas infectadas con el virus, ya sean leves o moderados, quienes solo están unos días en ese hospital y luego son dados de alta

“Aquí la Autoridad de la Reconstrucción con Cambios y el Ministerio de Salud tienen que ser llamados al Parlamento para que aclaren las condiciones de implementación, construcción, equipamientos incompletos, observaciones técnicas y recepción incompleta. Hasta el momento no instalan la planta de oxígeno necesaria para asistir a las más de 100 camas de hospitalización. Igual es de soporte necesario para las 25 camas de la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). Estas últimas, un gran misterio su compra e implementación”, sostiene.

De igual manera señala que no existe un laboratorio básico para el soporte con el tratamiento Covid-19.

“Según las referencias de especialistas en tema de salud, las instalaciones para albergar las camas UCI técnicamente no son viables e imposible que puedan funcionar ahí. Una millonaria inversión que debe justificar el fin en ayudar en la lucha contra el coronavirus, pero en la práctica es todo lo contrario”, agregó.

Cabe recordar, que el 10 de julio del presente año, el hospital Temporal de La Victoria fue recepcionado por el Gobierno Regional de Lambayeque, pero solo para el tratamiento de pacientes leves y moderados, para la operatividad de 125 camas, de las cuales 25 serían UCI.

Sin embargo, hasta la fecha solo estaría operando el 20 por ciento de su capacidad.

DESPIDOS
Pero no solo la adecuada implementación de este Hospital Temporal en La Victoria es un problema que resta en la lucha contra el coronavirus, sino también el reclamo de personal de salud que labora en la primera línea.

Según información a la que tuvo acceso Correo, la Gerencia Regional de Salud ha dispuesto un despido masivo del personal CAS-COVID de la red asistencial de Ferreñafe, quienes solo laborarán hasta el 31 de agosto.

Al respecto, Benjamín Perla Piscoya, director del hospital referencial de Ferreñafe, señaló que son 32 empleados, entre médicos, enfermeras u otros que están bajo esa condición, lo cual su salida dificultará porque algunas áreas quedarán desabastecidas.

“En el contrato CAS-COVID tenemos enfermeras, médicos, personal de mantenimiento y limpieza, vigilantes. Si bien es cierto habrá una nueva convocatoria, este proceso demorará y mientras tanto nos quedaremos sin personal. Desconozco el porqué de esta decisión adoptada”, declaró.

Trabajadores que han sido notificados sobre este despido, denunciaron que la nueva convocatoria de personal estaría direccionada para que solo ingrese a laborar personal que apoyó en la gestión del gobernador Anselmo Lozano.

Por: Perla Polo Salés

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *